Beneficios de realizar una mentoplastia

20 julio, 2016, porDra. Yvelise Bello

El mentón es una parte importante de la cara, el cual da el equilibrio exacto. Cuando existe una prominencia, se debe evaluar la relación del mentón con respecto a la cara. También se debe incluir los labios, nariz y cuello.

Cuando el médico examina el perfil del rostro, el mentón debe estar localizado en el mismo nivel que se encuentre el labio inferior. Esto es tanto para los hombres como para las mujeres. En el caso de que no esté así, se procederá a realizar una mentoplastia, con la finalidad de corregir  la proyección del mentón.

La mentoplastia puede ser de dos tipos: uno para aumentar y otra para disminuir el tamaño del mentón, siendo la más común la de aumento. En este caso, es frecuente el uso de implantes. Estos son una forma segura para poder mejorar la estética de la cara.

El procedimiento se realiza bajo sedación general. El cirujano hace una incisión en la boca para crear el espacio necesario en donde se colocara el implante. Luego se procederá a afrontar todos los planos incididos. Como la cirugía se realiza vía oral, no quedan ningún tipo de cicatrices, y el tiempo de duración de la operación es de aproximadamente una hora.

Cualquier persona puede ser un buen candidato para mejorar la apariencia de la cara, siempre y cuando cuente con buena salud, es decir, no padezca de hipertensión arterial y no haya tomado ningún anticoagulante.

Beneficios de realizar una mentoplastia

– Definición del cuello y mandíbula

-Un mentón más definido.

– El perfil de la cara luce más armónico y está equilibrado con los demás elementos de la cara.

– Se disminuye el tamaño de la papada.

Riesgos y complicaciones de realizarse una mentoplastia

De manera general, todas las cirugías tienen las mismas complicaciones, en las cuales se incluye:

– Infección.

– Dehiscencia de heridas y mala cicatrización.

– Imposibilidad de mover el mentón transitoriamente.

Recuperación

Como es una cirugía corta, el reposo que se requiere es de 24 horas. Después de este lapso de tiempo, el paciente podrá volver a sus actividades normales. Es frecuente que luego de la primera semana de haber sido operado, el paciente note que su cara está inflamada. Pero la recuperación total será en unas dos semanas.

Dentro de las actividades que puedes realizar durante la recuperación, está trabajar y caminar. Luego de 15 días, se podrá exponer al sol, y al mes de la cirugía el paciente puede ir a la playa, río o piscina.

Contraindicaciones

La intervención está contraindicada en aquello casos en los cuales el paciente presente alguna enfermedad que interfiera con el procedimiento quirúrgico, con la anestesia, y en el caso de enfermedades del colágeno.

Aunque luego de haber leído este artículo, pienses que puedes realizarte una mentoplastia, debes consultarlo primero con tu médico, para que realice una evaluación definitiva y te hable sobre el pro y contras de la intervención. Recuerda que no todos los pacientes son iguales y cada uno es diferente en cuanto al organismo, condición y estructura de la cara.

Translate »